Conoce los nuevos sistemas de almacenamiento de datos

Conoce los nuevos sistemas de almacenamiento de datos

diciembre 30, 2020 0 Por Carolcfr

Para llegar a almacenar datos en dispositivos tan pequeños como una tarjeta de memoria o incluso prescindir de sistemas tangibles que pueden crear copias de seguridad de toda nuestra información, tuvimos que pasar por productos que hoy son considerados casi obsoletos.

Pero específicamente, ¿qué nos ofrece el mercado actual en dispositivos de almacenamiento?

Una unidad de almacenamiento se trata de un dispositivo capaz de procesar datos con la finalidad de almacenarlos de forma segura. Existen una variedad de categorías en cuanto a unidades de almacenamiento, que han ido evolucionando y adaptándose a tus nuevas necesidades.

Si hablamos de precios o de capacidad de almacenamiento, el mercado actual ofrece una gran gama de unidades.

Unidades externas

Entre los dispositivos externos, también llamado almacenamiento secundario, encontrarás los siguientes:

Dispositivos de almacenamiento por medio magnético, que son los más antiguos y utilizados en todo el mundo por permitir una gran capacidad de almacenamiento en un volumen pequeño. Entre estos se encuentran los discos duros y disquetes.

Dispositivos de almacenamiento por medio óptico, los cuales tienen como función principal el almacenar archivos de tipo multimedia como música, imágenes y video. También son muy útiles cuando se trata de almacenar programas de computadora como juegos y aplicaciones. En el mercado los podemos encontrar como CD, DVD o Blu-Ray.

Dispositivos de almacenamiento por medio electrónico, que actualmente son los preferidos gracias a su pequeño tamaño y versatilidad. Se pueden utilizar en computadoras, cámaras y celulares, y debido a la facilidad en su uso han adquirido mucha fuerza en el mercado. Sin embargo, aún cuenta con limitaciones en su capacidad de almacenamiento. Muy seguramente todos hemos manipulado un pendrive o tarjeta de memoria.

¿Fin del almacenamiento físico?

Con el pasar de los años se han creado nuevas formas de almacenamiento, menos engorrosas de usar. Hemos llegado al punto de que se pueda guardar la información sin necesidad de dispositivos gracias al Cloud Computing.

Computación en la nube o Cloud Computing, es una tecnología que utiliza softwares remotos para almacenar y procesar datos en la red mediante Internet. La nube se ha convertido en una alternativa innovadora y de fácil acceso para cualquier persona que cuente con un teléfono celular o una computadora, sin la necesidad de instalar programas o aplicaciones.

Pero a pesar de tener muchas ventajas como la alta capacidad de almacenamiento, la copia de seguridad del sistema y la facilidad en el intercambio de datos, esta tecnología no está exenta de amenazas como ciberataques. Es por esto, que otros tipos de almacenamiento más personales siguen prefiriéndose por encima de estos al considerarlos más seguros.

La privacidad como prioridad

El almacenamiento conectado en red, Network Attached Storage (NAS) se ha vuelto una de las opciones más recomendables para almacenar datos de forma remota en la red (además de permitirte la compatibilidad con otras apps), al ofrecer redes de almacenamiento más flexibles, sencillos y a un menor costo de lo normal para el consumidor.

Un NAS es un dispositivo que nos permite crear nuestra propia nube de almacenamiento similar a Drive o Dropbox. Es más complejo que un disco duro externo y cuenta con otras funciones más completas.

El NAS aumenta la confianza hacia el almacenamiento en la nube gracias a que la información va directamente a un servidor privado y no a los de empresas como Google. Así que no rompe con la privacidad del usuario al ser el único con el acceso a esos archivos desde cualquier parte del mundo.

Uno de los NAS mas recomendados es el DiskStation DS220j que ha sido pensado para usuarios que quieran tener su propia nube personalizada para guardar fotos, videos u otra información. Cuenta con una CPU de 64 bits y tiene un rendimiento de más de 112 MB. Está disponible en Amazon a un precio bastante accesible entre los dispositivos de este tipo.

Superando las barreras

En el ámbito de la informática es mucho lo que se ha inventado y hasta el momento cada uno de los límites se ha podido superar con el tiempo.

Actualmente se está desarrollando una nueva tecnología de almacenamiento llamada HAMR, que aparentemente tendrá un futuro prometedor que cubrirá todas las expectativas con discos duros mecánicos capaces de sobrepasar los 100 TB.

El término HAMR o Heat Assisted Magnetic Recording, se basa en el principio de grabación magnética y su utilización se remonta a los años 70. Sin embargo, ahora promete que aumentará considerablemente la cantidad de datos que pueden ser almacenados en uno de estos dispositivos.

Haciendo la comparación entre un disco duro común y HAMR, se está hablando de que se ha pasado de 1,14 TB por cada pulgada cuadrada hasta 80 TB, un aumento bastante notable.

La tecnología avanza a pasos agigantados y cada día hay una novedad, así que es momento de sumergirte en todas estas nuevas oportunidades que ofrece este mercado.